Select Page

“Todas las amantes tienen la esperanza de que el hombre casado deje a su mujer” (Preguntas y respuestas que debes saber)

“Todas las amantes tienen la esperanza de que el hombre casado deje a su mujer” (Preguntas y respuestas que debes saber)

Hay relaciones extramatrimoniales que duran toda la vida y que solo acabarán con la muerte de un miembro de la pareja. Muchos hombres son bígamos en secreto, otros tienen una amante cada mes y otros son fieles. También hay mujeres adúlteras, pero el número es menor. De ello hemos charlado con la socióloga Marie-Carmen García, autora del libro ‘Amours clandestines’ (Ed. Pul), quien nos ha alumbrado sobre la naturaleza y durabilidad de los romances clandestinos.

¿Por qué ellos son infieles? ¿Qué buscan en otras mujeres? ¿Es posible que quieran a ambas féminas a la vez? ¿Ellas suelen sufrir siendo ‘la otra’? Y si sufren, ¿por qué no cortan con el hombre casado? Estas y otras preguntas nos ha respondido la experta tras analizar treinta casos. Te advertimos de que a partir de ahora mirarás a tu pareja con otros ojos.

PREGUNTA. Normalmente, las relaciones adúlteras se producen entre hombres casados y mujeres solteras. ¿Por qué sucede así?

¿Existe alguna explicación sociológica?

RESPUESTA. A través de mi investigación no puedo demostrar que la mayoría de los romances extramatimoniales se produzcan entre hombres casados y mujeres solteras, ya que no es un estudio cuantitativo. No obstante, esta es la combinación más usual. De hecho, es raro encontrarse con una romance formado por un hombre soltero y una mujer casada.

Todo ello tiene una explicación sociológica. Una de ellas es la tradición. En nuestras sociedades impera la creencia de que un hombre puede tener dos mujeres en su vida: la madre de su hijo, con la que ha construido una familia, y la amante, con quien mantiene una relación erótico-romántica relativamente carente de compromiso. Otra explicación la encontramos en el estereotipo imperante en nuestra sociedad por el cual los hombres tienen más “necesidades sexuales” que las mujeres.

En cuanto a ellas, sucede justo lo contrario: hasta finales del siglo XX el adulterio femenino (y no el masculino) era castigado por la ley; y las mujeres infieles eran juzgadas socialmente. Las féminas son educadas para “ser la mujer de un solo hombre”, y esta “virtud” se sigue considerando un valor a tener en cuenta por la sociedad. Por lo tanto, psicológica y socialmente es más difícil que una mujer “esté con dos hombres” a que un hombre “esté con dos mujeres”.

P. ¿Cómo y por qué acaban acaban este tipo de relaciones extramatrimoniales? ¿Quién suele romper el romance?

R. En general son ellas las que rompen la relación porque están cansadas de esperar a que esta deje de ser clandestina, porque ya no aman al hombre o porque “sufren demasiado” con la situación. No obstante, y por norma general, pasa mucho tiempo hasta que ellas pierden la esperanza de que su relación pueda convertirse en formal, lo que retrasa la aparición del sufrimiento.

También hay algunos hombres que deciden terminar con el affaire porque se ha vuelto demasiado “intenso” para ellos, porque de pronto deciden ser fieles a sus esposas, porque desean cambiar de amante o tener más.

P. ¿Cómo es posible que las amantes se enganchen tanto al hombre casado? ¿Acaso piensan que dejará a su esposa? ¿Está relacionado con una especie de adicción o simplemente están sumamente enamoradas?
R. Todas las mujeres que entrevisté esperan –en mayor o menor medida y con mayor o menor inconsciencia– que su amante deje a su esposa por ellas. Incluso cuando el hombre ha dicho claramente que no cortará con su mujer, ellas tienen la esperanza de que finalmente lo haga. Esta ilusión radica en que para las féminas lo más importante es el amor, que está vinculado a la pareja, y por ello no llegan a entender o aceptar por qué un hombre que las ama locamente no quiere compartir su vida con ellas.

El estado de estas mujeres nada tiene que ver con la adicción, ya que no es diferente de lo que sienten en relaciones comunes (no clandestinas). Lo singular en estos casos es el mantenimiento de la esperanza, que a la vez es dolorosa e insoportable.

Por otro lado, los psicólogos explican que la incapacidad de estar con la persona amada despierta la pasión, una emoción mucho más poderosa que la que se sienten las parejas que comienzan una vida en común. Todo ello contribuye a la durabilidad de estas relaciones clandestinas.

P. Un hombre puede estar con su esposa y su amante, y de hecho así mantiene un equilibrio perfecto en su vida. En cambio, una mujer no puede estar con dos hombres a la vez si ama a su amante. ¿Por qué ocurre esto? ¿Las mujeres son incapaces de compartir?

R. Este aspecto de la asimetría entre hombres y mujeres responde a una construcción social. Los hombres han sido educados durante siglos a no “pertenecer a una sola mujer”, mientras que las mujeres son educadas para “pertenecer a un hombre” y encontrar la felicidad en esta exclusividad.

Por otra parte, la sexualidad femenina implantada a través de la educación (familia, escuela, medios de comunicación) se asocia con el amor, y el amor no está diseñado para ser “compartido”. Por eso las mujeres tienen problemas para repartir su amor entre varios hombres.

Los hombres han sido educados para “no pertenecer a una sola mujer” mientras que ellas son enseñadas a “pertenecer a un hombre” y encontrar la felicidad en él

P. Las amantes clandestinas suelen desarrollar una imagen negativa de sí mismas porque es muy difícil asumir el papel de segunda. ¿Si rompen con la relación es posible volver a recuperar la autoestima? ¿Estar con un hombre casado deja secuelas en las mujeres?

R. Aunque es difícil responder a esta pregunta haciendo uso de mi investigación, ya que había muy pocas mujeres en esta situación, puedo asegurar que, de todas las que he conocido solo arrastran consecuencias negativas aquellas que han mantenido relaciones que duran años. Por supuesto, si la mujer es quien decide cortar con su amante, también romperá con la imagen negativa que tiene de sí misma, recuperará su identidad y, por tanto, la autoestima.

P. Si el hombre casado ama a su esposa, ¿por qué tiene una amante? ¿Acaso no ama de verdad a su mujernbsp;quiere a las dos? ¿Son diferentes formas de amar?

R. Los hombres que aseguran amar a su esposa diferencian el amor conyugal que sienten por alguien que comparte su vida con el amor erótico que sienten por su amante. Los hombres con los que hablé para mi investigación nunca han asegurado que amen apasionadamente a sus esposas.

P. ¿Es posible que un hombre casado deje a su esposa por su amante?

R. Es relativamente frecuente que un hombre deje a su mujer por su amante, pero no cuando la relación clandestina se prolonga durante varios años. La instauración de una ‘doble vida’ fomenta el desarrollo de habilidades y actitudes en él que le facilitan el mantenimiento de ambas relaciones.

Los hombres encuestados valoran más su matrimonio (que implica una cierta estabilidad de la familia) que su relación clandestina. Sin embargo, eso no quiere decir que prefieran a su esposa en vez de a su amante. La mayoría son conscientes de que su amante no permanecerá para siempre en esta situación (aunque muchos lo esperan), y no dejan a su pareja porque saben que su affaire acabará tarde o temprano.

P. Si la amante deja de tolerar ser ‘la segunda’ y decide romper la relación, ¿el hombre casado se sentirá triste o le dará igual?

R. Yo diría que ocurre como en cualquier relación convencional, en la que el hombre se queda triste si pareja le deja. De hecho, en mi investigación hay un caso en el que él se queda deprimido después de romper con su amante.

Los hombres valoran más su matrimonio que su relación clandestina. Sin embargo, eso no quiere decir que prefieran a su esposa en vez de a su amante

P. ¿Qué impulsa a un hombre casado a mantener una relación secreta con otra mujer? ¿Quizá siente insatisfacción sexual con su esposa? ¿Qué busca en la amante que no tiene en casa?

R. Los hombres entrevistados suelen decir que engañan a sus esposas porque estas no satisfacen por completo su apetito sexual. Sin embargo es necesario recalcar que la satisfacción sexual que ellos sienten con su amante no es lo que perpetúa la relación extramatrimonial, pues entran en juego otra clase de satisfacciones, como las emocionales e intelectuales que ‘la otra’ les da.

El mantenimiento de una relación fuera del matrimonio responde a la lógica de que ellos buscan ser “buenos padres” y, por otro lado lado, seguir siendo activos sexualmente, incluso a una edad en la que la actividad sexual suele disminuir.

P. ¿Qué consejo le darías a las amantes que mantienen una relación secreta con un hombre casado?

R. Me gustaría aconsejar a las mujeres solteras que eviten meterse en una relación romántica con un hombre casado, ya que la asimetría de las situaciones de ambos suele llevar a la infelicidad.

P. ¿Cómo pueden armarse de valor estas amantes para romper con el hombre casado?

R. Cuando es difícil romper con una relación extramatrimonial es porque ella mantiene la esperanza: el sueño de tener un futuro mejor con su amante prevalece sobre la realidad que vive. Una mujer que no encuentre el valor para romper con su amante debe hacerse la pregunta de cómo es realmente su situación actual y dejar de soñar con el futuro soñado con su amante.

También es recomendable que imagine a su amante como un marido, como un verdadero marido. Otra alternativa pasa por pedir ayuda a un psicólogo, psicoterapeuta o psicoanalista que le deje claro que el amor no lleva implícito el sufrimiento.

P. ¿Las mujeres siempre salen perdiendo en este tipo de relaciones?

R. No, ¡las mujeres no siempre pierden! Estas relaciones clandestinas, igual que todas las relaciones humanas, son caminos de viaje personal en el que las personas pueden aprender mucho. Y, por lo general, no son experiencias negativas. Yo diría que las mujeres solo salen perdiendo cuando abandonan sus proyectos personales (hijos, carrera, una familia …) para vivir su amor clandestino, o cuando dejan a su marido solo porque tienen un amante.

About The Author

Únete a la discusión...(AireNoticias no se hace responsable por los comentarios emitidos)

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

AireNoticias Tv

Loading...

JC Tech

Share This

Comparte esto!

Comparte esta noticia con tus amigos.