Categorías
Actualidad Sucesos

Dos carteles del narcotráfico trabajaban de la mano con la DEA

Dos carteles del narcotráfico operaban en Falcón y Carabobo, donde tejieron su poderío económico, con el aval de la Administración para el Control de Drogas (DEA) de Estados Unidos, de acuerdo a lo informado por el ministro de Interiores y Justicia, Néstor Reverol Torres, quien anunció el desmantelamiento de tales grupos.

Los cabecillas de esas organizaciones son: Raúl Ricardo del Gallego, capturado en Caracas en abril pasado y Emilio Enrique Martínez, alias Chiche Smith, quien anda huyendo. Las organizaciones criminales fueron descubiertas en febrero pasado y su desarticulación ocurrió tres meses después. Precisamente el 25 de febrero pasado (Martes de Carnaval), fue interceptado por las autoridades de Aruba el barco Arissa, de bandera camerunesa, donde transportaban las 5 toneladas de cocaína. La embarcación habría salido del Puerto de Guaranao, situado en Falcón, con destino a Grecia.   

En esa ocasión las autoridades arubeñas soltaron la embarcación y liberaron a sus ocupantes. Pero le negaron información a Venezuela sobre lo acontecido, narró el Ministro. Y es allí que los organismos de inteligencia venezolanos idearon la operación “Romeo Golfo” mediante la cual capturaron en Caracas Raúl Ricardo del Gallego, cabecilla del cartel de drogas que opera en Falcón y Carabobo, según Reverol Torres. También identificaron al dueño del barco incautado en Aruba, un hombre de nacionalidad lituana conocido con los alias de Servey Hassec o Jasep Romero. “Es un agente encubierto de la DEA”, afirmó el Ministro.

Ese cartel resultó desmantelado y detuvieron a 10 de sus integrantes, incautaron 27 inmuebles, 92 vehículos y 44 empresas de fachada que eran usadas para operaciones de narcotráfico.

Clan familiar

A partir de esa primera operación (“Romeo Golfo”), los organismos detectaron la existencia de otro cartel de drogas, también asentado en Falcón, dirigido por Emilio Enrique Martínez, alias Chiche Smith, actualmente prófugo. Este sujeto creó “un clan familiar” para legitimar capitales mediante la compra de empresas e inmuebles. Chiche Smith también hizo alianza con la DEA “para hacer ver que Venezuela es un país permisivo con el tráfico de drogas”, indicó el ministro Reverol Torres.

Este segundo cartel poseía dos astilleros en Nueva Esparta y Sucre, 15 embarcaciones, 33 empresas y 134 inmuebles, bienes que fueron detectados e incautados a través de 116 allanamientos donde detuvieron a 16 personas, de acuerdo a lo revelado por el Ministro.

Dos funcionarios del Cicpc se encuentran bajo investigación por presuntos vínculos con ese cartel de Chiche Smith. Se trata de José Gregorio Domínguez, jefe de la Región de Investigación Penal (Redip) y José Aldana, jefe del Cicpc-Carabobo.

“No se descartan otras detenciones”, advirtió el Ministro.

Radican juicio en Caracas

La Fundación “Carmen Virginia Martínez” es una de las piezas claves del cartel regendado por Chiche Smith, según se desprende de la sentencia N° 19 de la Sala Penal del Tribunal Supremo de Justicia.

Dicha fundación tiene su asiento en la urbanización Santa Irene, Punto Fijo (Fal) y es presidida por Héctor Ramón Martínez. Sus otros directivos son: Beryoris Martínez Valles, María Virginia Martínez Vasquez y Mariángela Martínez Vásquez.

“Por medio de esta fundación estas personas han adquirido varias empresas vehículos y bienes muebles e inmuebles, ubicado en la calle La Marina de Carirubana, los cuales cancelaron en efectivo en moneda extranjera (Dólares y Euros)”, dice la sentencia donde también se indica que el proceso penal abierto contra esos directivos fue trasladado a Caracas. Son procesados por tráfico ilícito de sustancias estupefacientes y psicotrópicas, legitimación de capitales y asociación.

Los magistrados tomaron tal decisión para evitar que los imputados entorpezcan la administración de justicia en Falcón, aclara la sentencia.

Fuente

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *